Con mucha alegría los días 11 y 12 de septiembre hemos celebrado el Primer Encuentro Provincial de Fraternidades de manera virtual.

A lo largo de este año que se presentó con nuevos y fuertes desafíos comenzamos a hacer experiencia de reuniones con fraternos de toda la provincia, así fue que en base a la riqueza que se generaba en ellas proyectamos este Encuentro Provincial.

Comenzamos preparando los corazones las tres semanas anteriores, con un mensaje semanal que el Padre Raúl Melgarejo brindaba para todos los fraternos, que nos llevaba a reflexionar, a orar y agradecer.

El viernes 11 de septiembre a las 19 hs. comenzamos armando juntos el altar, esa mesa que nos une en este camino de seguimiento a Jesús, que en todos los encuentros nos congrega. 

Luego el Hermano Provincial, al que agradecemos su constante dedicación y acompañamiento,  nos dirigió unas palabras en las que resaltó el hecho de que como fraternos, nos hacemos prójimos de nuestros hermanos.

Posteriormente llenos de emoción nos fuimos presentando, “reconociéndonos” cada uno en cada rostro que fue traspasando la pantalla expresando con una palabra aquello que traíamos en el corazón a este encuentro.

El sábado por la mañana, con una plegaria hecha canción arrancamos la jornada, en la que el Hermano Guillermo con sus palabras nos ayudó a repensar nuestros gestos desde la perspectiva del amor de Dios que nos hace hermanos. 

También estuvieron presentes acompañando con sus palabras y aliento Juan Pablo y Obdulia, responsables del equipo de gestión de laicado del área Vocación Marista. 

Finalizamos celebrando en torno a nuestro altar, momento en que el Padre Raúl hizo llegar su mensaje y bendición al tiempo que dedicamos también nuestra oración a María, la Buena Madre que nos guía y acompaña siempre.